Barrancos en Isla de la Reunión, octubre 2018


Por Montse, Rafa y Agus

Resulta difícil plasmar las sensaciones que se tienen en un viaje como este: Los preparativos, el entreno, la planificación, el viaje, las vivencias con los compañeros en los barrancos… Trataré de expresarlas por si sirven como consejos prácticos a aquellos que vayáis a ir allí.

Cualquier barranquista que se precie ha visto videos de los barrancos de Reunión, La Meca mundial de nuestro deporte. Y como tal, es obligado hacer esta peregrinación al menos una vez en la vida. Nuestra historia arranca allá por el año 2015 o 2016. Martin, fue el que nos metió el gusanillo en el cuerpo. Pero parecía que estaba tan lejos, y los barrancos eran tan imponentes… Pero poco a poco nos convenció de que podíamos y debíamos hacerlo. En nuestro club hay un grupo de barranquistas que tenemos ya cierto bagaje a nuestras espaldas (Piris españoles y franceses, Alpes Marítimos, Alpes de Ecrins, Ticino, Madeira …). Y ya tocaba.

Fechas

Nosotros estuvimos en la isla del 5 al 20 de octubre de 2018. En esas fechas, a eso de las 6:00 AM ya hay luz de sobra para estar funcionando, pero igualmente, en torno a las 6:00 PM ya está anocheciendo. Además, al menos a mí, me pareció que el ocaso es muy rápido, y en cuestión de media hora pasa a ser de noche.

El tiempo meteorológico fue excelente. Sabíamos de la posibilidad de fuertes tormentas, y que lo normal es que algún día tuviéramos que pasarlo en casa o como mucho haciendo turismo, pero no fue así. Como inevitablemente ocurre por estas latitudes, algunos días llovió (como el día anterior y el mismo día que entramos al Trou de Fer), pero la cantidad fue escasa. Respecto a las temperaturas y sensación térmica, la verdad es que fueron muy agradables. Por las noches, sobre todo en altura, refresca un poco, pero con un forro normalito o un plumas fino, es más que suficiente.
No recuerdo pasar frío en ningún barranco ni tampoco un calor excesivo. La elección de vestimenta personal estuvo más que nada condicionada por la cantidad de agua esperada en el barranco que tocara ese día.

Planificación

Aunque la isla no es demasiado grande, los trayectos por carretera pueden ser muy largos. Nosotros decidimos alojarnos en 3 ubicaciones distintas para atacar los cañones ubicados más o menos en 3 circos o áreas: Cilaos, Plaine des Palmistes y Salazie. Como estuvimos 2 semanas en total, nos quedaríamos aproximadamente 4-5 días en cada zona. Buscamos alojamientos grandes, porque éramos un grupo de 9 personas.

Alojamiento en Cilaos: casa completa AU L’ENDORMI ROUGE

Alojamiento en Plaine des Palmistes: albergue GÎTE DU PIC DES SABLES

Alojamiento en Salazie: casa completa MORADA DE LOS BAMBÚES

Para movernos por la isla, barajamos usar una agencia de alquiler de vehículos entre particulares llamada Zotcar, de la que nos había hablado uno de los dueños de las casas. Es algo tipo AirBnb para coches: Le alquilas el coche a un particular, y esta empresa te gestiona los tramites, el pago mediante tarjeta de crédito, un seguro a todo riesgo con franquicia y un seguro de asistencia en viaje. Lo bueno es que te ahorras bastante dinero, pero lo malo es que si el coche se avería, tienes que alquilar un coche a otro particular y puedes perder tiempo mientras se soluciona. Nosotros finalmente optamos por una reserva convencional de agencia. Los alquileres no nos parecieron baratos (unos 800 € por un Dacia Duster con seguro todo incluido), pero es lo que hay.

Los desplazamientos por carretera pueden ser muy largos, no solo por ser carreteras de montaña, sino porque en las rutas que se acercan a ciudades o pueblos importantes, el tráfico es considerable. A modo de ejemplo, el día anterior al Trou de Fer hicimos la combinación de coches para dejar uno a la salida del barranco, y desde la Gite de Pic des Sables a Hell Bourg tardamos 2 horas de ida, y otras tantas de vuelta.

Para los vuelos, fuimos primero a Paris (Orly) y desde ahí a St. Denis, con Corsair, mucho más barato que Air France, la otra compañía con vuelos regulares a Reunión.

Preparación

Como entreno para las grandes verticales, hicimos la Cascada de Delika (Salto del Nervión) y el Lazas (Vadiello, Guara).

Cascada de Delika

Y en agosto fuimos a Pirineo Francés (Iparralde) donde completamos el entreno con otra gran vertical en el Larrandaburu y el Olhadubie, donde hicimos un vivac nocturno para probar transporte de material en bolsas estancas y un vivac nocturno.

El material

Dado el largo viaje en avión y el coste que supone el exceso de equipaje, elegir bien el material común a llevar es importante. Hay que prever la posibilidad de que se dañe alguna cuerda, y nadie quiere tener que perder tiempo buscando una tienda donde reponerla. El día que llegamos a la isla, cuando fuimos a hacer la compra de comida para unos cuantos días, entramos a un Decathlon que estaba al lado, y no encontramos gran cosa de material de barranquismo.

Nosotros llevamos 2 bultos extra de equipaje y además, cada uno de nosotros tuvo que hacer hueco para unos 3 kg aproximadamente de material común, ya fueran mosquetones, botiquín, saca de burilar o cuerdas no muy largas. Concretamente llevamos el siguiente material de cuerda: 1 de 115, 2 de 110, 1 de 80, 1 de 65, 1 de 60, 1 de 50, 1 de 45 y 1 de 35. Todas de 9 mm, las 3 largas Korda’s Iris de barrancos, muy ligeras aunque al ser nuevas había que llevarlas bien frenadas en los rápeles largos. Además, 1 saca de burilar, 4 antirroces, cintajos y pingos.

Los barrancos

Para elegir los barrancos, nos marcamos el objetivo de realizar sí o sí, al menos un par de barrancos que fueran de lo mejor de cada zona, y para ello hicimos una votación en el grupo. Y el resto de los días elegiríamos entre las múltiples opciones existentes.

Circo de Cilaos

Ferriere
Este barranco fue nuestra toma de contacto. Tiene un rapel de 55 m volado a una poza muy estético. Yess puso el dron a funcionar y preparó este video.

Etangs
Barranco acuático que combinamos con el anterior. Su salida es peligrosa por una pedrera con trepadas en ladera por la que caen muchas piedras… Posible confusión en la salida. El retorno es por las escaleras del Fleurs Jeunes.

Fleurs Jaunes
Una joya de esta parte de la isla. Nosotros combinamos el superior o “mini Fleurs Jaunes” con éste, para hacer el integral, con lo que se añaden unos pocos rápeles de hasta 25-30 m el más largo. Creo que merece la pena, tanto por pateo, como por las vistas desde la cabecera, y por supuesto por los estéticos rápeles que añadimos a la jornada.

Del “Fleurs Jaunes clásico“ destacar el precioso tobogán de 50 m y el rápel volado de la Chapelle de 94 m, que te coloca en una poza llena de cagadas de “golondrinas” que estaban anidadas en las bóvedas.

Este fue uno de los pocos barrancos en el que encontramos grupos de agencias.

Bras Rouge (intermedio)
Este barranco es ideal para hacerlo con sol, puesto que discurre por rocas con óxidos de hierro, de ahí su característico color rojo. Los contrastes de las pozas verde turquesa con las rocas rojizas lo hacen espectacular. El acceso al tramo superior lo vimos algo confuso y habíamos leído reseñas de gente que se perdía en el acceso, y por eso optamos hacer solo este tramo. Vimos la catedral de la parte superior, pero ese tramo lo dejamos para otra ocasión. A destacar los los antirroces de madera, que veríamos también en otros barrancos de la isla.

Plaine des Palmistes

Bras Noir
Agua muy fría y espuma amarilla. Pasamos el sifón del primer rapel sin problema (desde arriba no se ve). Salida del barranco por la tubería. Desviadores curiosos en los árboles. En el retorno por el río, vemos un hundimiento que forma una torca.

Dudu
Resbaloso, muy estético, rapel de basalto, el rápel más largo es de 98 m. La salida es por la izquierda por un arroyo por una cuerda fija. El retorno es por una senda cañera, donde hay grapas que están lejos unas de otras.

Voile de la Mariéé (Velo de la Novia)
Barranco ideal para hacer el día después de una actividad fuerte. Es estético y acuático sin ser exigente, y sin apenas recorrido horizontal. Con una aproximación de menos de 1 hora, casi todo el descenso es abierto, pudiendo disfrutar del sol. El último rápel se fracciona por roces pero se puede hacer del tirón.

Takamaka 1
Llegamos a Reunión de verdad….

Esperamos que salga el sol y llegamos al parking y en el puente valoramos el caudal que va a 1 m del puente. Nos metemos en el cauce que resbala.

La entrada tiene un pasamanos ascendente en la derecha orográfica que lleva a un volado de 70 m. El “Mini Trou de Fer” lo montamos por la izquierda. Asomarse a la famosa poza con el oleaje activo de agua es impresionante, y caemos en una repisa fuera del agua. Ya dentro de la poza, la cruzamos por la izquierda con ayuda de una cuerda guía y al final hay una cuerda de nudos que te ayuda a salir del agua.

Desde este punto en el que convergen varios afluentes, es muy acuático. Hubo algún tobogán que nos dio respeto y escaqueamos con saltos o rápeles laterales lejos del cauce principal.

La salida es infernal… 1 h 30 m de subida por ramas y ferratas de grapas en integral muy alejadas unas de otras casi hasta arriba. La senda está marcada en azul y amarillo con balizas blancas y rojas. En la zona de arriba, se pasa a unos 15 m de unos panales de abejas antes de llegar a la pista. Tardamos 2 h 30 m de retorno en total.

Trou de Fer (Bras Mazerin)
Esta fue la piedra angular, el objetivo absolutamente irrenunciable de nuestro viaje. No nos decepcionó en absoluto, sus dimensiones, el entorno, el vivac, la gran cascada, el colector… ¡Lo tiene absolutamente todo! El día anterior lo dedicamos a descansar bien para lo que nos esperaba y a trasladar en coche todos los bultos a la que sería nuestra casa en Salazie (Hell Bourg), así como dejar un coche en la salida del barranco. Por la tarde empezó a caer una fina lluvia que se prolongó durante toda la noche y hasta bien entrada la mañana, ya dentro del barranco. Como estábamos alojados en la gite des Pic de Sables, el “jefe” nos confirmó que no tendríamos problema en hacerlo. Uno de los factores para alojarnos allí fue disponer de información de primera mano, y además disponer de su servicio de taxi para llevarnos a la cabecera.

A las 2:00 AM está lloviendo…a las 3 nos levantamos y desayunamos con carita de pagar porque no para de llover. A las 3:45 llega el “jefe” y le preguntamos que tal con la lluvia, y nos dice que nos dirá cuando lleguemos a la altura del Takamaka. Algunos por el frío nos vestimos ya con el neopreno.

Nos montamos en silencio en los coches, en tres ocasiones el jefe baja la ventanilla para observar puntos de control… sigue lloviendo… llegamos al destino, le preguntamos que si bien, y nos dice que bien, y que nos da 3 días y sino que helicóptero…

Lloviendo empezamos a andar aún de noche.

Una vez en el cauce, nos enfrentamos al primer problema: La fina lluvia había dejado las piedras del cauce muy resbaladizas durante todo el primer tramo del barranco, que es seco salvo algunas pozas que hay que vadear. Este contratiempo nos supuso un importante retraso, ya que la progresión fue francamente penosa, y como resultado llegamos con el tiempo muy justo para acometer la gran cascada. Estábamos cansados de haber estado caminando por pieles de plátano durante horas y el tiempo amenazaba lluvia, así que decidimos no arriesgar a que se nos hiciera de noche y preparamos el vivac en una pequeña zona que hay en la izquierda orográfica a escasos 250 m de la gran vertical. Creo que la decisión fue la correcta y la jugada nos salió muy bien.

A la mañana siguiente el tiempo había mejorado, estábamos descansados y preparados para continuar. Asomarse a la gran cascada es sobrecogedor, y el momento es mágico… hasta que empiezan a aparecer los helicópteros de las agencias que ofrecen tours aéreos al Trou de Fer. Los primeros resultan simpáticos y hasta les saludas, pero cuando han pasado más de 10, estás hasta los… pero es lo que hay. Martin fue el elegido para montar los desviadores previos a la tirada larga, así que fue el primero en disfrutar del gran abismo y las espectaculares vistas del Bras Caverne, las cascadas gemelas Armonía, y el Trou abajo al fondo.

Una vez abajo, el momento de euforia que compartimos todo el grupo será inolvidable.

Pero aún queda mucho barranco y actividad por delante. El caudal desde este punto se multiplica, y las paredes se estrechan mucho, por lo que empieza un cañón totalmente distinto. Una vez superada la parte más engorgada, solo resta progresar por el cauce hasta el punto donde se abandona el barranco. Hay que estar un poco pendiente porque solo quedan unos pocos restos dispersos de lo que fue una antigua construcción: Alguna plancha de hierro oxidada, cables de alambre retorcidos y poco más.

Para la salida es imprescindible llevar un GPS con el track descargado. El camino es confuso y dudamos por donde seguir en varios puntos durante el tramo de ascenso, que nos llevó en torno a 1 hora, aprox. Una vez alcanzado el punto más alto, ya no hay pérdida alguna y el camino se sigue perfectamente. Teniendo en cuenta que hicimos el vivac antes de la gran cascada, nuestra segunda jornada del Trou de Fer fue más dura que la primera, ya que hicimos buena parte del retorno ya entrada la noche.

Salazie

Trou Blanc
Este el barranco más divertido que hicimos, con varios toboganes y saltos. Sin llegar a ser un Llech, está muy bien y para nosotros fue un gran colofón a nuestra estancia en la isla.

Apuntes finales

Una de las cosas que me sorprendió fue lo poco que sirve hablar Inglés en la isla. Casi nadie lo habla (bueno los dueños de las casas de AirBnb sí, pero no el dueño-jefe de la Gite donde nos alojamos, donde teníamos que recurrir a su hija para hacernos entender). Casi diría que es más fácil entenderse en castellano, puesto que hay emigrantes con raíces hispanas que algo recuerdan.

Respecto a la gastronomía local, recomiendo muchísimo ir a alguno de los restaurantes criollos locales que hay en los pueblos, donde la comida es riquísima, muy abundante e increíblemente barata. Muchos de ellos, por no decir la inmensa mayoría, no tienen cartel de restaurante ni nada parecido. Se reconocen simplemente porque hay gente junta comiendo. C’ést la vie! Es curioso lo poco que emplean el pescado a pesar de ser una isla rodeada por el Océano Índico, lo que más emplean es el pollo, arroz y verduras a troche y moche. Eso sí, ten muy en cuenta sus horarios: Allí no se come más tarde de la 1:00 PM, y olvídate de cenar más tarde de las 7:00 PM. La cerveza local es buena, y en formato de medio litro, que es lo suyo. 😊

Los días que no hicimos barrancos por variar un poco, buscamos actividades alternativas de “descanso activo”. Las más interesantes fueron el pateo de ascenso al Piton des Neiges (3.070 m) desde Cilaos, y una estupenda jornada de buceo que hicimos en el Diving Center Ô Sea Bleu en Saint Gilles Les Bains. No vimos tiburones ni ballenas, pero estuvieron muy bien. Estar en el Índico y no hacer al menos un par de inmersiones no tiene perdón de quien sea buceador.

Otra visita turística obligada es el volcán activo cercano al Pitón de la Fournaise, donde recomendamos ir por la tarde, ya que sólo se puede ver la lava roja cuando anochece, ya que el punto de observación más cercano está a 1 km de distancia. Calculo que desde el parking habrá unos 3 km de distancia hasta el mirador, así que se tarda unos 45 min yendo tranquilamente.

Agradecimientos

Mi agradecimiento a Yess por sus alucinantes fotos y videos prestadas de su blog para decorar este artículo.

Un agradecimiento especial de todo corazón a José Castro, fisio y kinesista español que trabaja en la isla que con su magia me recuperó de una lesión en el pie y sin el que no habría podido hacer los mejores barrancos de la isla. Si le necesitaras, su correo es Lasantedabordknks@gmail.com.

A finalmente a todos mis compañeros en este viaje: Miguel, Martin, Rafa, Montse, Marta, Guille, Yess y Fran. Echamos de menos a los que no pudieron venir…

grupo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s